Más cerca mis dientes que los parientes

Oscar H. Paco Barrera, Recientes No hay comentarios en Más cerca mis dientes que los parientes 42

Se alborotó el palomar, con el agandalle que de las pluris a la cámara de diputados en el nivel federal, hicieron los directivos de los partidos políticos coligados PRI-PAN-PRD. De agandalle fue lo menos que entre militantes se escuchó y casualmente se da en momentos en que suponemos, que priva la buena voluntad, la suma de acuerdos, el compartir con visión del objeto que se tuvo para unidos ir en contra del poder presidencial que no es amenaza, es realidad que vivimos desde hace 26 meses en México.

A los directivos de los partidos en comento—difícilmente podemos hablar ya de liderazgos—se les olvidó que no es solamente la suma de partidos lo que se necesita, es la unidad que partidos-sociedad logren para hacer del próximo evento electoral el equilibrio de poderes, que democráticamente nos lleven a mejores estadios; a un futuro fuerte y equilibrado.

Ir contra morena, es ir contra el presidencialismo de AndrésManuel López Obrador, que cada vez exhibe con mayor fuerza su ánimo impositivo, absolutista y caprichoso, sin importarle consecuencias antes que beneficios de sus íntimos talantes. Moreno no es per se el peligro para México, AMLO su dueño ¡si lo es!

Morena no deja de ser una institución sin más alma que los documentos escritos que le dan vida y que obligadamente, porque así lo exigen las leyes, lo convierten en un organismo político de interés público que aglutina personas afines en ideario y que su objetivo será la formación de ciudadanos y la competencia democrática para alcanzar mediante el voto, los cargos públicos que la sociedad organizada requiere. De allí a las características e intenciones con quienes internamente lo conducen, hay una gran distancia.

Regreso al motivo de esta colaboración. La unión de partidos en el nivel nacional, es la única forma de competir con éxito los cargos públicos que surgen de las elecciones. El Poder Ejecutivo en México, es por su propio diseño constitucional casi un reinado si lo queremos ver en la elite o la capacidad ejecutiva de una persona capaz de coordinar a un monstro de mil cabezas, si lo queremos ver como lo que es, un gobierno de muchos con un guía que los escucha, les comparte y les acepta propuestas para el ejercicio de la cosa pública. Cabe precisar que hoy, el gobierno federal es de una sola persona, que impone a cada una de las mil cabezas el decir y el hacer.

El poder ejecutivo gobierna actualmente como se gobernó antes México, cuando el partido hegemónico que cuenta la historia fue descrita como la dictadura perfecta por Mario Vargas Llosa, el premio Nobel Peruano. Las izquierdas de entonces, igual que la derecha de hoy; reclamaron siempre el poder omnímodo que el presidente representaba y su control partía del partido en el poder que domesticaba al poder legislativo, único capaz de equilibrar la balanza y acotar las acciones presidenciales. Luego entonces, Andrés Manuel López Obrador intenta ser el Luis Echeverría o José López Portillo de los años 1970-1982.

La alianza, unión, coalición o como usted quiera llamar al PRIANRD va encaminado a recuperar representaciones distritales que rompan el dominio actual que morena le ofrece al presidente, para que, sin recato alguno sus caprichos se hagan leyes.

Hasta allí, todo bien. Muchos de los ciudadanos que votamos tradicionalmente por cualquiera de los partidos, independientemente de sus candidatos; vimos con una gran esperanza el caminar inter partidista de las tres organizaciones políticas en comento. No es tiempo de imposición de idearios lamentablemente, lo reconozco. Ni el PRI o el PAN y menos el PRD pueden darse el lujo de decirnos según sus pensadores que México merecemos. Merecemos, visto desde la practicidad que los nuevos tiempos reclaman, una patria de gobiernos honestos, transparentes, empáticos con el sentir de sus gobernados, administradores de los bienes y con soluciones a los males. Sin mentiras, sin engaños y sin corrupción. Si esto fuera mucho pedir, encontremos quien se acerque más al perfil de gobierno descrito.

La competencia será en trescientos distritos electorales, de los cuales 156 serán en coalición entre las multicitadas tres fuerzas políticas. Los perfiles escogidos, debieron haber sido puestos en la mesa de acuerdos de los tres partidos para encontrar a quien mejor oferta para la sociedad resulte, no a quien le asegure a cada partido una asignación de cuotas de poder; como lamentablemente está sucediendo en las pluris—200 en total—que han sido virtualmente asaltadas por las burocracias de cada uno de los partidos; que aplicaron el antiguo adagio de “antes mas cercas mis dientes que los parientes”.

En el PRI amarraron banca el presidente, la secretaria general, su marido—de la secretaria—y algunos juniors que representan la causa de la desgracia tricolor, que no caben en el propósito de la alianza de ir con todo, para ganar a Morena.

En el PAN que no hacen malos quesos, se posicionaron de nuevo tarzanes que aprendieron el uso de la liana y así pasan trienios y sexenios montados en sus curules, como el caso de Héctor Larios que ya suma 21 años entre senador y diputado federal, mas los tres que se acaba de agandallar siendo secretario general del CEN panista. La duda es a quien le han sido provechosos ¿al pueblo, a su partido o a su persona? Me anima pensar que la presencia de Margarita Zavala y otros calderonistas, garantizan tribuna importante ante los embates presidenciales que se den entre 2021 y 2024.

En el PRD poco que contar, ya son tan escasos que se pueden dar el lujo de jugar a la silla voladora.

Lo extraordinario para AMLO y sus huestes, es que hay tanta cola en los que siguen en el nivel pluri, que cada uno le sirve para enriquecer el discurso chairo acusatorio, con nombre y apellido de los señalados.

Qué bien que en Sonora, se han tomado las cosas con más calma, creo mayor reflexión y responsabilidad, respondiendo al compromiso social contraído. Al menos así lo esperamos

Leave a comment

©2012 Casa de las Ideas, Derechos reservados. l Sitio desarrollado por: Freaner Creatives

Search

Back to Top