El juicio por despido injustificado en el Colson

Mario Velázquez García, Recientes No hay comentarios en El juicio por despido injustificado en el Colson 217

El Colegio del Estado de Hidalgo

Quiero aprovechar este espacio para informar que nuestro juicio por despido injustificado contra el Colegio de Sonora ha llegado a su fin en la etapa procesual. Esto marca el final de una de las etapas más largas de este juicio laboral, el cual se fue dilatando por artimañas del representante legal del Colegio. Ahora lo que procede es que el juez de la Junta de Conciliación y Arbitraje dicte el laudo que resuelva el caso. Dicho laudo puede ser a favor o en contra de nosotros. Lo cual podría alargar el tiempo de espera que aún sigue siendo incierto. Por ley tendrían que ser quince días pero por lo regular es más largo el lapso. Así que estamos a la espera de dicha resolución y sus posibles escenarios.

Han pasado casi tres años desde aquel acontecimiento infame perpetrado por las autoridades del Colegio. El 19 de septiembre se cumple el tercer año. Tres años que no han sido fáciles en lo profesional y lo personal. Gracias al apoyo y muestras de solidaridad recibidas por parte investigadores nacionales y extranjeros, así como de sindicatos universitarios, es como hemos podido mantenernos y continuar con nuestro trabajo en el ámbito académico, además de ser gran ayuda sus muestras de afecto para lo personal. Por esto mismo queremos agradecer a todos ustedes su apoyo que nos ha permitido sobreponernos a este acto de injusticia.

Además, al apoyarnos y creer en nosotros, es como hemos podido hacer frente a los rumores infundados sobre las razones de nuestro despido, los cuales tenían la intención de dañar nuestra imagen como académicos y personas. No conforme de afectar laboralmente, también se buscó el daño moral. En este momento del proceso judicial es oportuno recordar cuáles fueron las razones que arguyó el Colegio de Sonora para despedirnos, las cuales fueron: 1) Falta de probidad. Para las autoridades del Colson la entrega de un borrador de trabajo sobre la constitución de un nuevo centro de investigación ante la Junta de Gobierno constituyó una “falta de ética académica y profesional”. 2) Falacia y mendacidad. Para las autoridades del Colson la falsedad se basaba en que los tres investigadores despedidos sostenían una versión distinta sobre el carácter de “borrador” o “propuesta” de un documento frente al dicho de otros dos investigadores (Leopoldo Santos y Cristina Martínez). 3) Desdén, desconocimiento y desacato reiterado y continuado y falta de respeto hacia la directora del Centro de Estudios de América del Norte, Cristina Martínez. Respecto a esta última en el documento paraprocesal sólo se incluye la palabra de la misma investigadora. De nuevo el testimonio de ella tenía más peso que el de tres investigadores. Es importante mencionar que a pesar de que el colegio contaba con instancias propias para resolver diferencias entre los investigadores y en su caso, establecer un procedimiento donde ambas partes pudieran proporcionar su punto de vista, los investigadores despedidos nunca tuvieron oportunidad de mostrar la falsedad de las acusaciones sostenidas en el testimonio de dos de sus compañeros.

No me queda más que agradecerles de nueva cuenta por todo su apoyo. Agradezco especialmente a los 125 investigadores de México, España, Italia y Dinamarca quienes nos han manifestado su apoyo. Todos ellos miembros de Universidades de todas las regiones de México y sus países donde laboran, los que han mostrado su repudio a este ataque a nuestros derechos laborales. Un agradecimiento particular a los sindicatos solidarios de la Universidad de Sonora y SUTCIESAS.

Un abrazo fraterno.

Eloy, Mario y Milton.

Leave a comment

©2012 Casa de las Ideas, Derechos reservados. l Sitio desarrollado por: Freaner Creatives

Search

Back to Top